Saltar al contenido
Recetas10de.com

Bizcoflan

Postre casero muy fácil de preparar que tiene un plus con el tan conocido flan. Sorprende ……

Ingredientes:

Bizcoflan
  • 4 huevos
  • Medio litro de leche entera
  • 120 gramos de azúcar
  • Bizcocho de soletilla, magdalenas alargadas o bizcocho cortado a laminas
  • Caramelo líquido

Modo de preparación:

El bizcoflan lo vamos a hacer en el horno al vapor. Necesitamos el recipiente donde verter el batido que se convertirá en bizcoflan. Ese recipiente lo meteremos en otro donde echar el agua y, por último, cubriremos la bandeja con agua con nuestro recipiente que contiene el batido con papel de aluminio, cerrando con el papel muy bien por los laterales de la bandeja para que no haya pérdidas de agua en la evaporación.

  • Precalentamos el horno a 210 grados durante 10 minutos.
  • En el vaso de la batidora echamos la leche, azúcar y los huevos. Batimos.
  • Cogemos un recipiente especial para horno. El que he utilizado es uno de cristal, especial horno, de 25×10 cms y 8 cms de altura. Embadurnamos las paredes y el fondo con caramelo liquido, dejando en el fondo una cantidad más abundante.
  • Vertemos el batido en el recipiente. La parte superior la cubrimos con el bizcocho, simplemente dejándolas con suavidad, para que se nos hundan lo menos posible, y cubriendo toda la superficie del batido.
  • Cogemos una bandeja metálica, especial horno, donde echaremos el agua. Interesa que tenga la mayor altura posible de agua, porque ésto facilitará que salga bien. La que yo suelo emplear es una que tiene unos 4 cms de altura.
  • En primer lugar cogemos el recipiente con el batido y lo ponemos en la bandeja metálica. En segundo lugar echamos el agua en la bandeja metálica. Y, por último, cubrimos con el papel aluminio, plegando muy bien el papel por los laterales de la bandeja para evitar que el agua evaporada se salga del recinto que hemos hecho.
  • Metemos en el horno y dejamos horneando 1 hora a 210 grados. Como sabes los hornos no son todos iguales. Los hay más modernos y más rápidos y hay otros con más años que han perdido eficacia.
  • Transcurrido ese tiempo comprobamos que está hecho. Debemos de comprobar que está cuajado con ayuda de un cuchillo que clavamos hasta el fondo. Debe de salir el cuchillo limpio, aunque pueda parecernos que el fondo está algo liquido.
  • Si está en ese punto lo sacamos del horno y lo dejamos atemperar un rato. Veremos que el bizcoflan se desmolda, porque encoje . No lo metas en el frigorífico.
  • Ya lo podemos sacar del molde y poner en un plato. Dejamos que atempere. Cuando se ha enfriado lo metemos en el frigorífico.
  • Pasadas unas horas lo podemos servir.

Atrévete a hacerlo y os sorprenderéis tú y tus invitados.